Las calles de nuestras ciudades están llenas de runners. Cada vez hay más clubes deportivos de las más diversas disciplinas. En mayor o menor medida, todos buscamos los beneficios y valores que nos aporta el deporte: disfrutar de una buena salud cardiovascular, liberar tensiones, mantener el estrés a raya, dormir bien, relacionarnos con otras personas, trabajar en equipo… También es cierto que existe el riesgo de sufrir lesiones. Es por ello queremos advertirte de algunos aspectos a tener en cuenta para cuidar tus articulaciones y así evitar lesiones.

  • Siempre te decimos que una dieta sana y equilibrada es la base para una buena salud. Debe ser rica en las frutas y verduras, que nos aportan vitaminas, minerales y antioxidantes, y baja en grasas saturadas.
  • Siempre es necesario controlar el peso. El sobrepeso ejerce una presión extra e innecesaria sobre las articulaciones.
  • Si eres un runner, ya habrás notado que tus tobillos y rodillas sufren más cuando corres sobre una superficie dura como el asfalto. Siempre es mejor correr sobre un piso blando, como el tartán de la pista de atletismo o un terreno arenoso en plena naturaleza. También te habrás dado cuenta de lo mal que lo pasan tus rodillas cuando corres por bajadas pronunciadas.
  • Debes ponerte un calzado adecuado (no el más caro que encuentres en la tienda de deporte, sino el que cubra tus necesidades). Si corres, tienes que elegir unas zapatillas que se adapten a tu pisada y al terreno donde acostumbras a entrenarte. Si practicas otro deporte, debes tener en cuenta las lesiones más habituales y, por citar dos ejemplos, calzar una bota que te sujete bien el tobillo o una zapatilla con la parte posterior reforzada para proteger el tendón de Aquiles.
  • El calentamiento y los estiramientos al empezar y al acabar el entrenamiento son imprescindibles. Hay quien empieza corriendo suave 10 minutos y luego realiza los estiramientos y hay quien invierte este orden. Tan importante es estirar toda la musculatura antes como después de hacer ejercicio.
  • Todos los deportistas de élite hacen lo posible por reforzar la musculatura de alrededor de las articulaciones. Así, si quieres tener en perfecto estado las rodillas, tendrás que hacer ejercicios específicos para fortalecer los cuádriceps y los isquiotibiales.

Fuentes:

·         sportlife.es

·         tulesion.com

·         herbolarionavarro.es

·         deporteysalud.hola.com

·         plameca.com